Es muy común ver en el exterior de fachadas o casas ciertas fisuras o aberturas alargadas. Cuando aparece una abertura larga y estrecha producto de la separación de dos materiales es lo que definimos hoy en día como grietas.

En este artículo hablaremos de todo lo que necesitas saber sobre reparar grietas en fachadas.  Hablaremos de todos los aspectos importantes y los diferentes motivos por los que pueden salir las grietas.

Causas de aparición de grietas

Hay diversos motivos los cuales pueden aparecer grietas. Van desde daños por una mala edificación a diferentes causantes como son las humedades o los desastres naturales.

También, hay que tener en cuenta que uno de los principales causantes de grietas en las fachadas es: Dilatación de los materiales, asentamiento de la cementación o revoco con demasiado cemento.

Dilatación de material: Cuando un material está caliente o frio cambia su dimensión los materiales exteriores tienden a notar estos cambios de manera más brusca, provocando grietas en la fachada.

Asentamiento de la cementación: Después de los años la vivienda habrá realizado todos los movimientos de asentamientos y esto a causa del tiempo también puede hacer aparecer aberturas alargadas

Revoco muy duro: Cuando en el mortero hay demasiado cemento, con el sol se calienta, el revoco se despega de la pared y salen fisuras grandes en toda la fachada o bien pequeñas fisuras como agrietado

Cómo reparar una grieta en la fachada

Las fachadas y muros exteriores son los principales afectados en cuanto a lo que rehabilitación y mantenimiento se refiere. Para temas de exteriores, concretamente para fisuras de fachadas lo más apropiado es utilizar una masilla elástica.

Este tipo de desperfecto como ya hemos comentado aparece eventualmente debido a las constantes dilataciones y contracciones de los materiales como consecuencias de los cambios de temperatura. Las masillas elásticas, al absorber esas contracciones y estirarse en las dilataciones, soportan mucho mejor estos movimientos y, de hecho, sirven como puntos de liberación de tensión.

También existe la masilla elástica para exterior, esta es una masila lista para el uso de reparaciones con materiales como: hormigón, cemento ladrillo, piedra etc. Pero también es apropiado en materiales como yeso y madera.

Pasos para reparar una grieta en la fachada:

1 Preparar la superficie:
Antes de empezar, tenemos que limpiar la zona a trabajar, debe estar seca y libre de cualquier impureza. Después comenzamos abriendo la fisura en forma de V con destornillador o espátula. Si se trata de una grieta profunda, lo mejor es que la rellenemos. Una vez hecho esto, es importante pasar un cepillo para retirar todo el polvo que se habrá desprendido.

2 Aplicamos fijador de agarre:
Una vez la pared completamente limpia aplicaremos un fijador especial para que los materiales que aplicamos en la fachada queden bien sujetos.

3 Tapar las grietas de la pared:

Una vez limpio y con el fijador, taparemos las grietas con el mortero anti-fisuras fibroso flexible y encima de la grieta

4 Colocar malla cubre todo con cemento base:

Para que toda la fachada quede uniforme y no se note el cambio de textura entre el antiguo revoco y el material anti-fisuras que hemos puesto, hemos aplicado un mortero base en toda la fachada. Al aplicar el mortero base hemos aprovechado para poner malla cubre todo. Con esta malla nos aseguramos de dar más consistencia a las nuevas capas aplicadas en la fachada. De esta forma nos aseguramos de que no se vuelva a agrietar más.

5 Colocar aristas en la fachada:

Para que las aristas nos queden uniformes y rectas con el nuevo grueso que le hemos dado, en todas las esquinas de la casa y ventanas colocamos aristas especiales para acrílico.

6 Afinado y alisado del mortero base en toda la fachada:

Como mostramos en las imágenes, terminamos de poner el mortero base en toda la fachada con la malla. Este mortero se le da un remolinado con una esponja especial y un poco de agua. Una vez remolinado la fachada nos queda muy fina y uniforme preparada para darle el acabado final.

7 Aplicamos el mortero acrílico o la pintura anti-fisuras:

Una vez aplicado el mortero base, la fachada se puede terminar de varias maneras. La mejor y la más cara es con mortero acrílico en toda la fachada, pero también se puede aplicar pintura anti-fisuras rugosa y elástica y luego una pintura para fachadas.

En caso de elegir mortero acrílico, las casas subministradoras nos pueden hacer el color que queramos. Antes teníamos una carta de colores reducida pero actualmente podemos escoger cualquier color de la gama RAL.

En esta última imagen mostramos la casa completamente terminada y con las grietas de la fachada completamente reparadas. Este tipo de reparaciones son más baratas que hacer la fachada nueva o poner sate. El efecto que tiene es como si la casa fuera de nueva construcción.

Por qué confiar en los profesionales

Para llevar a cabo un trabajo de seguridad en la fachada de forma eficaz, te recomendamos que intervengas pronto, cuando surja algún problema, para evitar que la situación se agrave. En EdiliziAcrobatica Iberica® ofrecemos una solución alternativa a la construcción clásica, lenta en el montaje de andamios y cara por los alquileres necesarios. Para asegurar la fachada, trabajamos en altura hasta finalizar la obra con la capa de pintura, sin necesidad de utilizar andamios u otras estructuras, gracias a la técnica de construcción con cuerda de seguridad doble.

Con más de veinte años de experiencia en los trabajos de construcción con cuerda, ya nada nos asusta: podemos asegurarte la excelencia en cuanto a calidad y seguridad.

Tras la llamada, se planificará una inspección para comprobar los daños y decidir qué podemos hacer para solucionar el problema. Nuestras inspecciones no son estresantes, ya que se realizan poco tiempo después de la llamada y son gratuitas. Al no tener que montar andamios y plataformas aéreas, los albañiles de EdiliziAcrobatica Iberica® están listos al instante para ponerse a trabajar. Una vez que se saben qué se necesita para garantizar la seguridad, se ponen manos a la obra sin perder el tiempo, garantizándote la vuelta a la normalidad lo antes posible.

La primera fase consiste en el montaje de la obra, comprobando y, en caso de no haberla, instalando la línea de vida en el tejado, imprescindible para hacer el descenso de la cuerda con total seguridad. Para evitar la caída de los materiales utilizados durante la intervención, se instala una cenefa aérea. Esta fase siempre dura poco tiempo, ya que no es necesario realizar ningún tipo de montaje de estructuras

La segunda fase es la que concierne al trabajo de seguridad: los albañiles de EA Iberica realizan el descenso colocándose frente a las áreas identificadas como peligrosas y realizan el replanteo e inspección manual para identificar los puntos de deterioro.

Cuando uno o más elementos del edificio te parezcan peligrosos, llámanos. Nuestros trabajadores acrobáticos están preparados para intervenir con la metodología de trabajo en altura.